LA DIESTRA

Suele pasar que en la tienta
vuelo desnuda mientras duermo
y en aquel lugar donde perezco
hay un astro en el arpón
del barboquejo que me arropa.
 
 
Dicen las bambas que el tiempo
poderoso sobre si mismo pasa
y en ese acontecer que me trasciende
va vistiendo los encajes y los pechos:
me visten con el cielo abierto de tus luces,
me tocan con el marco al atracarse
y en cada resplandor volátil, los avios
de mi carne te someten al albero.
 
Desangran la imperiosa piel que enviste
piel de los secretos mundanos,
piel de yute rasposa enredadera,
piel de tu cuerpo curtido como
el funo tras capote que aculado
por mi vientre se doblega,
que ahondado en el arco
que lo corta apacible en estocada
te cundiré sediento el ser hasta que embroque
para amarte en la masacre de tu idilio.

 

                                 PAOLA HERRERA LEDESMA

Anuncios

About this entry